Ir al contenido principal

LICOR DULCE DE LIMÓN

Este licor dulce de limón, servido muy frío, es el chupito ideal para acompañar un postre muy dulce ya que le da un contrapunto un poquito ácido. También es ideal para acabar una buena cena o para acompañar el café.

Anímate, los licores caseros son fáciles de hacer y puedes ir adaptándolos a tus gustos. Solo requieren de un poquito de paciencia.

INGREDIENTES

3 limones grandes de cultivo ecológico.
3/4 de litro de orujo blanco seco de buena calidad.
250 gr. de azúcar (si te gustan los licores muy dulces, aumenta un poco la cantidad de azúcar)
250 ml. de agua mineral
1 palito de canela en rama
2 clavos de olor

En un frasco de cristal limpio y que se pueda tapar, pon los limones, el orujo, la canela y los clavos de olor. El orujo debe cubrir totalmente los limones. Tapa el frasco y déjalo reposar en un lugar fresco y seco durante 30 días.

Pasado este tiempo filtra el orujo y pásalo a una botella (bien bonita, que el licor entre por los ojos).

Saca los limones y exprime el zumo. Cuélalo y añádelo a la botella. Ten cuidado porque los limones estarán blandos y al cortarlos para exprimirlos pueden salpicar.

Haz un almíbar con el azúcar y el agua. Pon el azúcar y el agua en un cazo a fuego medio hasta que el azúcar se haya disuelto del todo y el líquido sea completamente transparente.

Deja enfriar completamente el almíbar y añádelo al licor. Deja enfriar completamente el almíbar, si lo añades tibio corres el riesgo de que el azúcar cristalice y te arruine el licor. Ten un poquito de paciencia.

Deja reposar el licor 30 días más, agitando el licor una vez al día para que acaben de integrarse bien todos los ingredientes.

Ya lo tienes listo para tomar.

Sírvelo muy muy frío. Verás que rico.





Comentarios

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...